Color de tu boda. Elígelo con unos pasos sencillos

¿Cómo elegir el color de tu boda? ¿De qué color vestir a las damas de honor? ¿De qué color irá la decoración? ¿Y las flores de la celebración? Si te has hecho alguna de estas preguntas durante la organización de tu boda, estamos aquí para solucionarte algunas y ayudarte a elegir el color de tu boda. Y es que, aunque tener un “color de boda” pueda parecer una moda creada en los tiempos pinterest, conocer qué color será el protagonista de tu enlace te ayudará a ahorrarte algunos quebraderos de cabeza.

Aprende a elegir el color de tu boda con unos sencillos consejos. ¡Mira!

Saber qué color corporativo tendrá tu boda te va a ayudar a elegir y a descartar elementos de la decoración, así como te hará más fácil la contratación de servicios para esta. El color corporativo puede ser ese hilo de unión entre los diferentes elementos en los que recae el peso de la boda: invitaciones, detalles de invitados, mesa dulce, photocall… Aunque si bien cabe recalcar que este elemento tampoco debe estar en todo y puede o debe mezclarse con otros tonos que rompan un poco esta armonía.

Ahora que puede que ya tengáis claro qué es el color corporativo, te vamos a ayudar a elegir el tuyo en unos sencillos pasos.

1. El sitio. ¿Qué color combina con el espacio elegido? Piensa en la finca/iglesia/restaurante donde vais a celebrar vuestra boda y elige un color que funcione. Quizás es la playa, la montaña o un sitio con tintes industriales, ¿qué colores predominan o qué colores funcionan con el sitio?

2. La época del año. Piensa en el verano con tonos como el naranja más vivo, el turquesa o el azul propio de una noche estrellada; la primavera con los colores de las flores, rosas empolvados o los verdes de la naturaleza; grises, platas y verdes oscuros nos transportan al invierno y los tonos ocres, burdeos o tejas al otoño.

3. Piensa en el color con el que has imaginado tu boda. Intenta sacar en claro ese color que surge de cuando piensas en tu boda y de como sería ese día.

4. Consulta la rueda cromática. Puede que tengas un color claro pero quieras saber con qué otros tonos combinarlos. Busca una rueda cromática (puedes usar google) y elige los que aparecen cercanos y los que aparecen justo enfrente.

5. ¡Relax! No te obsesiones con el tema y piensa que no existe el color adecuado. Elige uno que os guste a los dos y no te obsesiones con las opiniones de los demás. La boda es una cosa de dos.

6. El color corporativo aportará unos tintes a tu boda u otros. Eligiendo tonos frescos en la invitación y en la boda darás un toque alegre mientras que si eliges unos colores como el dorado o el azul  marino estarás aportando un toque mucho más sofisticado. El gris, por ejemplo, tiene connotaciones de elegancia y sobriedad.

7. Déjate inspirar por revistas, blogs, y catálogos. Aunque te recomendamos no pasar todo el día pensando en lo mismo o te obsesionarás con el tema.

8. Elige un color que te guste más allá del color del año. El color pantone del año está muy bien, y las listas de los blogs de tendencias también, pero mejor aún está el dejarse llevar por una opción que os guste a los dos y con la que os sintáis cómodos.

Recuerda que el color corporativo se puede aplicar a otros eventos como fiestas de cumpleaños, comuniones, baby showers, bautizos…

¡Esperamos que os haya sido útil esta guía y nos vemos pronto!

GuardarGuardar